Alivio de la acidez estomacal

Cómo combatir la acidez estomacal rápidamente: toma un antiácido TUMS®.

No permitas que la acidez estomacal se interponga en las cosas que amas, como tus comidas favoritas. Con el antiácido TUMS, puedes combatir la acidez estomacal de manera rápida y obtener alivio para poder continuar con tu día. Nada actúa más rápido que el antiácido TUMS para aliviar los síntomas de la acidez estomacal. A diferencia de algunos medicamentos contra la acidez estomacal que se absorben en el torrente sanguíneo y que pueden tardar horas o días para actuar por completo, el antiácido TUMS llega directamente al origen de la acidez estomacal. Los productos antiácidos TUMS actúan en segundos neutralizando el ácido de inmediato.

TUMS Heartburn Relief Products

Echa un vistazo a todo lo que la marca TUMS® tiene para ofrecer.

¿Sabías que el antiácido TUMS está disponible en 8 variedades? Haz clic en el enlace a continuación y encuentra la mejor opción para ti.   

                                                    Productos TUMS®

Otros pasos que puedes seguir para tratar la acidez estomacal:

Si bien es posible que no siempre puedas prevenir la acidez estomacal, existen distintas opciones que pueden ayudarte a disminuir las posibilidades de desencadenarla.  A continuación, encontrarás algunos cambios en el estilo de vida que puedes implementar para ayudar a disminuir la frecuencia de la acidez estomacal:

Cambiar la posición para dormir

Si tienes síntomas de acidez estomacal por la noche, dormir con la cabeza un poco levantada podría ayudar. Cuando la cabeza y el pecho están más elevados que el estómago, se reduce el riesgo de que el ácido estomacal suba hacia el esófago.

Mantener un peso saludable

¿Sabías que cuanto más exceso de peso corporal tengas, más probabilidades tienes de padecer de acidez estomacal? El peso adicional puede ejercer presión en el estómago y permitir que el ácido regrese al esófago. Habla con tu médico sobre un plan saludable para perder peso que sea adecuado para ti.

Relajarse

Es posible que el nivel de estrés que tengas afecte considerablemente la gravedad de la acidez estomacal. Con frecuencia se informa que el estrés causa acidez estomacal o que la empeora.

Ingerir comidas pequeñas

En lugar de consumir tres comidas abundantes, intenta consumir menos alimentos por comida y comer más veces durante el día.

Usar ropa más holgada

La ropa que te aprieta alrededor de la cintura puede ejercer presión sobre el estómago. Esta presión puede empujar el ácido estomacal hacia el esófago. Por lo tanto, trata de soltarte la ropa. Afloja ese cinturón y evita las ropas ajustadas al cuerpo siempre que puedas.

Dejar de fumar

Se sabe que el cigarrillo es un factor desencadenante de acidez estomacal. La nicotina y otras sustancias químicas presentes en los cigarrillos pueden relajar el esfínter esofágico inferior (EEI) cuando ingresan en el cuerpo. Dejar de fumar o, al menos, disminuir la cantidad de cigarrillos puede disminuir los síntomas de la acidez estomacal y mejorar tu estado de salud general.

Realizar ejercicio de manera adecuada

Los ejercicios, como los abdominales y las flexiones, pueden aumentar la presión en el estómago. Esta presión puede empujar el ácido que se encuentra en el estómago hacia el esófago y ser un factor desencadenante del dolor de la acidez estomacal. Algunas actividades, como correr, hacen que brinques o te sacudas, lo que podría aumentar el riesgo. Intenta realizar actividades más tranquilas, como caminar, y habla con un entrenador personal para hacer ejercicios que sean menos propensos a ser un factor desencadenante de la acidez estomacal. Además, es importante que no realices ejercicios justo después de comer, ya que esto constituye un factor desencadenante frecuente de la acidez estomacal.

Comer más saludable

Comer de manera más saludable siempre es una buena idea. Intenta evitar los alimentos con alto contenido de grasas que pueden ser un factor desencadenante de acidez estomacal.

Evitar ciertos alimentos

Se informa que los alimentos picantes son los que con mayor frecuencia son factores desencadenantes de la acidez estomacal; sin embargo, los alimentos que son factores desencadenantes de la acidez estomacal pueden variar de una persona a otra.